El mes de Sha’ban

El mes de Sha’ban

Alhamdulillah, Quien acepta a aquellos que se arrepienten y los du’as de los que hacen istighfar y rechaza la súplica de los soberbios agresores. Él es Bueno, subhanAllah, y no acepta sino lo bueno. Dijo, Exaltado Sea, en su libro: “Hasta Él sube la buena palabra y la acción recta la eleva”. Por tanto, hay acciones buenas y acciones malas.

Todo el mundo actúa, pero hay personas que no obtienen de sus obras si no el cansancio y la fatiga. Dice Allah, Exaltado Sea, en el Corán: “Ese día habrá rostros humillados, abrumados y fatigados. Sufrirán el ardor de un fuego abrasador” porque no obran para Allah y no actúan de acuerdo con el Libro y la Sunnah.

Para que se acepten las obras hacen falta dos condiciones: sinceridad y seguir la Sunnah, por lo que, quien carezca de una de estas condiciones, no tendrá más que fatiga y agotamiento en esta vida y en la otra. La sinceridad emana de un corazón puro; un corazón enfermo incita solo al mal, de un corazón lleno de odio, envidia y desconfianza no se espera sino el mal de su dueño, pero el que tiene un corazón enfermo no daña a nadie más que a él.

¡Creyentes!, estamos en uno de los mejores lugares y tiempos: estamos en el mes de Sha’ban, el mes de la bondad y las bendiciones, un mes que nos separa de los mejores meses. Y el mejor lugar es la casa de Allah, la tranquilidad y la sakina solo las encuentra uno en la mezquita.

Se relató que Usama bin Zaid, que Allah esté complacido con ambos, dijo:

Dije: “Oh mensajero de Allah, no he visto que ayunes en otro mes como lo haces en Sha’ban”, dijo: “Es un mes acerca del que la gente está distraída y es un mes en que se elevan las obras hacia el Señor de los mundos, así pues, me gusta que se eleven mis obras mientras estoy ayunando”.

Los cuerdos se preparan para el Ramadán en Sha’ban y doman a sus nafs ayunando, gastando por Allah y siendo generosos, porque el nafs necesita ser domado y disciplinado. Uno de los fines del Din es educar al nafs (tarbia), forzarlo a hacer lo que odia, apartarlo de lo que quiere y oprimirlo con lo que odia. En el mes de Sha´ban, ponen su anhelo los que anhelan y corren hacia las buenas obras. El Imam Al-Balji dijo:

Rajab es el mes de la siembra, Sha’ban es el mes del riego y Ramadán es el mes de la cosecha. Cada uno cosecha lo que ha sembrado, y se le recompensa según ha obrado, quien ha sembrado mal, se arrepentirá el día de la cosecha.

*********************

Tened takwa de Allah, siervos suyos, y llenad vuestro tiempo con buenas obras. Y estad atentos a las oportunidades y aprovechad de estos días de lo que os beneficiará en un día en que ni el dinero ni los hijos os ayudarán. Y sabed que nuestro Profeta ﷺ dijo:

Es cierto que Vuestro Señor, el Poderoso y Sublime, en los días de vuestra vida os concede dones, así que estad expuestos a ellos, tal vez le toque a alguno de vosotros uno de ellos y nunca será afligido.

El inteligente es el que aprende de lo que ha oído, así el cuerdo es el que cuenta su aliento antes de que venga el destructor de los placeres (la muerte), y le impida los deseos y los placeres.

Allahumma, haz que nuestros nafs tengan takwa y purifícalos, tú eres el que mejor los purifica, Eres su Dueño y su Protector.